Árboles frutales hermafroditas

Árboles frutales hermafroditas

Existe una gran variedad de especies de árboles frutales pero seguro que muchos no han oído hablar de los árboles frutales hermafroditas. Estos árboles son organismos o seres vivos que poseen órganos asociados a los dos sexos: masculino y femenino.

Los árboles frutales hermafroditas y todas las plantas con flores (angiospermas) tienen un aparato mixto capaz de producir gametos masculinos y femeninos y eso, en el caso de los frutales, supone una gran ventaja debido a la fácil reproducción que experimentan.

Algunos de los árboles frutales hermafroditas más populares son los siguientes:

Manzano

Las flores del manzano son aromáticas y hermafroditas. Presentan una corola con 5 pétalos redondeados de color blanco y sus flores se agrupan en racimos. Cada racimo alberga entre 3 y 6 flores.

Algarrobo

Las flores del algarrobo son trioicas y por eso encontramos flores masculinas, flores femeninas y flores hermafroditas. Se desarrollan hasta 50 flores dispuestas en forma de espiral que no contienen corola sino una especie de cáliz en forma de disco.

Las flores hermafroditas presentan 5 estambres en torno al disco mencionado en cuyo centro se encuentra el pistilo. La peculiaridad radica en que durante el desarrollo se puede modificar el carácter hermafrodita y atrofiar estambres y/u ovarios, dando como resultado flores femeninas o masculinas.

Naranjo

Las flores del naranjo también son de naturaleza hermafrodita y pueden aparecer solas o en compañía a través de pequeños racimos que llegan durante la primavera. Las flores presentan cinco pétalos blancos muy perfumados.

Otros árboles frutales hermafroditas son el peral, níspero, limonero o membrillo. Todos se desarrollan y reproducen de maneras muy similares pero siempre con algún punto diferenciador. Si estás interesado en especies hermafroditas, puedes investigar e indagar más en el tema y en la especie de árbol frutal específica que te interese.