Cómo cuidar los árboles frutales en invierno: trucos y consejos

frutales en invierno

Los árboles frutales requieren tareas de mantenimiento y cuidados durante todo el año pero cuando llega el invierno deberemos realizar algunas tareas básicas que no podemos dejar pasar. Por eso, hoy hablamos sobre cómo cuidar los árboles frutales en invierno y dejaremos algunos consejos para hacerlo correctamente.

En general, cuando llega el invierno deberemos realizar las siguientes tareas que conciernen a nuestros árboles frutales:

  • Airear la tierra que se encuentre demasiado compacta para conseguir que absorba correctamente los abonos nuevos ricos en nitrógeno.
  • Realizar la poda necesaria para cada tipo de árbol frutal.
  • Llevar a cabo los injertos que tenías planeados.
  • Aplicar productos fitosanitarios.
  • Proteger a los árboles frutales de las heladas y de las aves.

Todas estas tareas son muy importantes para conseguir que el crecimiento del fruto sea el requerido pero, sin ninguna duda, la tarea más importante durante el invierno es la poda.

¿Por qué es importante la poda de árboles frutales durante el invierno?

La poda de árboles frutales se realiza con el fin de mantener nuestro árbol joven con una formación adecuada para la posterior producción de frutos, mejoramos su iluminación y aireación que repercutirá en su salud posterior, eliminaremos ramas secas o infectadas por algún tipo de hongo, virus o bacteria, intensificaremos la producción durante la época de recolección.

¿Qué debemos hacer para mantener los aspectos sanitarios de nuestro árbol?

Los árboles frutales son muy propensos a desarrollar distintos tipos de infección provocadas por hongos, virus, bacterias o plagas. La consecuencia inmediata de una infección es la peor calidad de los frutos de ese árbol infectado o, incluso, la no producción de estos.

Por eso, resulta muy importante saber prevenir este tipo de infecciones y no cruzarse de brazos durante el invierno rezando para que nuestro árbol no se infecte esta vez. Es más, incluso siendo previsor, su árbol puede resultar infectado.

Como prevención, se recomienda no dejar desechos ni rastros de poda en el suelo que puedan degenerar en hongos o plagas.

Por otro lado, existen algunos productos que se pueden aplicar durante el invierno para prevenir enfermedades. Algunos son el sulfato de cobre, aceite mineral o azufre mojable.

Para saber cómo cuidar los árboles frutales en invierno es indispensable tener claros los conceptos anteriores, aplicarlos con seguridad y adecuadamente y esperar para que nuestro árbol produzca los mejores frutos.