Árboles frutales de Colombia

Colombia es el paraíso para los amantes de las frutas, y es que en este país existen una gran cantidad de árboles frutales propios de países tropicales, que además están disponibles en el país en una gran cantidad de variedades.

Las características climáticas del país hacen de Colombia un paraíso de árboles frutales que se extiende desde los Andes a la Costa.

Árbol de Guanábana

Se trata de una planta de hoja perenne, que puede llegar a crecer hasta alcanzar una altura de 10 metros y curo nombre científico es “Annona muricata”. Su fruto es la guanábana con un aspecto y sabor incomparables.

Muchos confunden este árbol con el árbol de chirimoya gigante ya que la fruta tiene la misma textura y las mismas pepitas en su interior. Requiere de sol y riego frecuente y crece en suelos francos o franco-arcillosos, profundos y ligeramente ácidos.

Es un árbol susceptible al frio y requiere de un clima tropical, cálido y húmedo. En Colombia se producen diferentes en diferentes regiones del país que incluyen Bucaramanga, Chocó y zonas aledañas.

Árbol de Borojó

En el occidente de Colombia, específicamente en la región del Chocó, las condiciones la humedad y pluviosidad anual, así como la temperatura, favorecen el crecimiento de este árbol en condiciones silvestres, que puede alcanzar una altura de entre 3 a 5 metros.

De los 21 municipios del departamento de Chocó, el departamento Lloró es el más reconocido por sus cultivos de borojó.

A lo largo de los ríos Atrato y Andágueda, hay una gran cantidad de parcelas que compiten por tener el más cargado de frutas. Cada árbol puede producir hasta 60 borojós de un peso de hasta un kilo y medio.

Árbol Manilkara zapota

“Manilkara zapota” es el nombre científico de un árbol frutal tropical, conocido como níspero sapote, chic zapote y chicle, debido a la savia pegajosa característica del árbol. Pertenece a la familia de las “Sapotaceae”, y en Colombia se cultiva en la zona de Tolima. Es un árbol de mediano a gran tamaño, de crecimiento lento que puede alcanzar una altura de entre 10 a 30 metros.

Árbol de Guayaba

Este árbol se encuentra en gran parte del territorio colombiano y es posible encontrar diversas especies debido a los diferentes climas del país. Las mayores plantaciones de guayaba se encuentran en Antioquía y ubican a Colombia entre los más grandes productores de la fruta a nivel mundial. Hay dos variedades principales de guayaba, la blanca y la roja y la fruta es de ingrediente principal de los dulces tradicionales denominados bocadillos.

Árbol del Banano

Los árboles de banano se encuentran en Colombia en diversos tamaños, desde gigantes hasta pequeños y dulces denominados bananitos y su producción en el país ha reportado un excelente crecimiento.

Requiere de temperaturas relativamente altas que varían entre los 21 y los 30 grados centígrados con una media de 27, es decir un clima templado y hasta los 1.000 metros sobre el nivel del mar (msnm). Las zonas de mayor producción son las del Magdaleno y la Guajira.

Árbol de Carambola

El árbol del Carambolo cuyo nombre científico es “Averrhoa carambola”, es un arbusto tropical perenne, su fruto recibe además de carambolo recibe el nombre de fruta de estrella, por su curiosa forma, también se le conoce como carambolera, carambola, entre otros. Esta fruta tiene un sabor similar a la uva solo que un poco más cítrico, con un toque de manzana.

Se cosecha principalmente en el piedemonte del Meta y la variedad que se encuentra en el país es la Icambola que se adapta a condiciones climáticas del trópico en general.

Árbol de Feijoa

El árbol de feijoa se conoce también como el árbol del país, guayabo o guayaba, que puede alcanzar los 4 metros de altura. Es un árbol resistente al frío, aunque no en temperaturas inferiores a los -12 °C. Es sensible a las temperaturas muy altas así como al aire muy seco.

En Colombia se cultiva en las zonas más frías como Boyacá, Caldas, Cundinamarca y Antioquía. La fruta se obtiene pasados de tres años, y con cosecha cada tres meses, produciendo entre 20 a 25 kilos por árbol.

Árbol de Mango

La Manguifera, cuyo fruto es el mango, pertenece a la familia de las anacardiáceas. Los árboles cultivados de mango presentan un rango de altura entre 3 y 10 m cuando llegan a la adultez, aunque los que cresen de manera silvestre llegan hasta los 15 metros.

En Colombia se producen en diversas zonas del país, las variedades Tommy Atkins, Kent, Van Dyke, Keitt, así como las propias del país como el mango chancleto, común o hilacha, bola, manga, huevo, corazón, manzano, durazno, costeño, reina y manga.

Árbol de Níspero

Este árbol, cuyo fruto es similar al kiwi sucio, es habituales de regiones de clima cálido y templado, que llega a alcanzar entre 18 y 30 metros de altura.

Se reconoce dos clases de nísperos en el país, el japonés, cuyo fruto es de forma ovalada y amarillo y el costeño, generalmente redondo, de color café y de carnosidad café clara.

Tomate de Árbol

El tomate de árbol es un arbusto de 3 a 4 m de altura, con corteza grisácea y follaje perenne que produce una fruta homónima que es algo similar a una combinación de tomate y kiwi. Se produce principalmente en Antioquía, Cundinamarca, Tolima, Boyacá y Huila.

Por la gran diversidad de árboles frutales que se producen en Colombia, es el lugar ideal para las personas que les gusta consumir las frutas tropicales, ya que no solo se encuentran los árboles frutales comunes, sino que también hay una inmensa variedad de las que seguramente no conoce ni el nombre.