Cómo cuidar los árboles frutales de los insectos

Uno de los riesgos más común que puede sufrir nuestro árbol frutal es el de verse afectado por insectos o plagas. Es muy importante saber qué tipo de infecciones pueden propagarse por los árboles frutales para saber cómo acabar con ellas. En este caso, vamos a hablar de cómo cuidar los árboles frutales de los insectos.

En primer lugar, debemos tener claro que no todos los insectos se interesan por la fruta de nuestros árboles frutales sino que las flores, las hojas o incluso la savia interna son estupendos manjares para ellos. Una vez aclarado esto, pasamos a dar algunos consejos para proteger nuestros árboles frutales de los insectos.

insectos

Cómo cuidar los árboles frutales

Evitar atraer a los insectos

El propio árbol ya los atrae de por sí, por lo que evitemos incrementar este riesgo por ejemplo, dejando los restos de la poda en el suelo o no eliminando la fruta caída del suelo.

Fumigar los árboles

Existen muchas personas que están en contra de fumigar sus árboles frutales pero lo cierto es que existen remedios caseros y naturales para poder hacerlo sin utilizar químicos dañinos. Un ejemplo claro para combatir los insectos terrestres es el método utilizado por muchos horticultores que consiste en rodear el árbol de cinta aislante y adherir grasa en dicha cinta para que los insectos que se quieran acercar a la fruta terminen pegados en la grasa y no puedan acceder a su manjar.

Por otra parte, se pueden elaborar venenos “naturales” para combatir los insectos aéreos mediante la mezcla de aceite con jabón hervido y diluyendo en agua.

Dejar a nuestros animales actuar

Si posees gallinas en tu jardín o corral déjales aportar su granito de arena en el cuidado de los árboles frutales. Lo harán picoteando la tierra de alrededor y terminando con todos los insectos que ahí residan.

Cuidar los árboles frutales de plagas de insectos no es una tarea fácil pero tampoco es imposible. Sigue los consejos anteriores, no utilices productos químicos dañinos y verás disminuir los insectos que se acercan a tu árbol.